top of page

Opiniones encontradas y negligencia en caso alias “El Gatico”

Por: Katerin Erazo, Periodista


El pasado 08 de febrero, el juez quinto de ejecución de penas y medidas de seguridad, Orlando José Petro Vanderbilt, autorizó la libertad de Jorge Luis Alfonso López, alias “El Gatico”, hijo de Enilce López, alias “La Gata”. Este hombre, quien está condenado a 29 años de prisión por el homicidio a un periodista y sus nexos con grupos paramilitares y lavado de activos, habría sido designado como facilitador de paz el año pasado, razón por la cual otorgaron su libertad.


Su libertad generó algunas controversias. Varios medios de comunicación aseguraron que su salida de custodia fue ordenada por el Alto Comisionado para la Paz, Danilo Rueda. Sin embargo, el Gobierno desmintió dicha petición y, por el contrario, mencionó que solicitó a la justicia que revoque la decisión de dejar en libertad a este hombre, ya que no sigue las leyes vigentes, según aseguró la Oficina del Alto Comisionado para la Paz en un comunicado. 


Pese a esto,el juez de Barranquilla, Orlando José Petro Vanderbilt, desmintió al Alto Comisionado para la Paz de no haber tenido conocimiento previo sobre la libertad de este criminal, por lo que entregó un documento al medio de comunicación WRadio en el que aseguró que el Gobierno fue notificado sobre la eventual libertad del hijo de alias “La Gata”..



Cabe añadir que en el comunicado hecho por la Oficina del Alto Comisionado para la Paz, se aclaró que el Alto Comisionado no tiene facultades para solicitar libertades ni suspender órdenes de captura, ya que esa es una facultad exclusiva del presidente de la República. Dicho lo anterior, se conoció que alias “El Gatico” fue quien presentó la solicitud al juez de su libertada por su nombramiento como facilitador de paz.La carta firmada por él, con fecha del 23 de diciembre de 2022, estaba dirigida directamente al juez Petro Vanderbilt,al que le solicitó que “ledé cumplimiento a la resolución número 075 del 22 de diciembre de 2022 emanada por el Departamento Administrativo de la Presidencia de la República en el cual le delegan como FACILITADOR DEL PROCESO DE PAZ”.


Fuente: INFOBAE

Alfonso López redactó y envió esta carta un día después de que lo designaran como facilitador de paz. Sin embargo, según el Alto Comisionado para la Paz, su designación se hizo solo por dos meses y sus labores debían realizarse desde el lugar donde estaba recluido.


Luego de conocerse que finalmente Petro Vanderbilt otorgó la libertad de esta persona, la Procuraduría General de la Nación denunció disciplinariamente al juez por su decisión. La procuradora delegada para el Ministerio Público en Asuntos Penales fue quien instauró dicha denuncia ante la Comisión Seccional de Disciplina Judicial del Atlántico, explicando que el actuar de este juez fue algo “inexplicable”, ya que “el funcionario optó por conceder la libertad de Alfonso otorgándole, sin ningún asidero legal, el tratamiento reservado a los miembros representantes o a los voceros de algún grupo armado ilegal con el que se estuviese adelantando proceso de paz o de sometimiento a la justicia”.


Quedaron muchas incógnitas frente al accionar del Juez Orlando José Petro, frente a su actuación con alias “El Gatico”, esto sumado a que según el medio de comunicación Caracol Radio, este juez enfrenta cuatro procesos disciplinarios ante la Comisión Seccional Disciplinaria Judicial del Atlántico, de los cuales dos corresponden al 2020, uno al 2021 y otro al pasado 2022.


A raíz de toda esta polémica y las múltiples preguntas que ha dejado el caso, los coordinadores de las diferentes líneas de investigación de la Fundación Paz & Reconciliación (Pares) expresaron su opinión frente al tema.


Alejandro Restrepo, coordinador de la Línea Paz, Posconflicto y Derechos Humanos de Pares, mencionó que hay que tener en cuenta tres puntos clave: el primero, la diferencia entre la figura de facilitador y de gestor de paz, esta última se refiere a aquellas personas que estaban vinculadas en grupos armados organizados o que aún lo están, mientras que la figura de facilitador es cualquier persona.


Lo que hacen estas figuras es un aporte en el marco de la construcción de paz, ya que pueden ser estratégicos para lograr dinamizar el proceso de Paz Total. “Sobre estas figuras no hay ni indulto ni amnistía, hay que precisar que estas figuras son una suspensión de los procesos judiciales de manera temporal en función del aporte de estas personas a la construcción de paz en Colombia, eso debe quedar claro”, resaltó el coordinador de la Línea.


El segundo punto clave es que este tipo de casos seguirán ocurriendo, debido a que es necesario “en este momento” contar con “bandidos” para lograr verificar la voluntad de paz de los grupos armados, ya que estas personas conocen, de una manera más directa, las estructuras y cuentan con los contactos. Sin embargo, hay que tener en cuenta que estas personas deben tener una voluntad de construir paz, según Alejandro Restrepo, lo último mencionado, pasa por unos mecanismos claros de verificación de ese papel por parte del Gobierno Nacional.


Para el coordinador de la Línea Paz, Posconflicto y Derechos Humanos de Pares, un tercer punto clave es la necesidad de una “sincronización” al interior de las instituciones y de las personas que hacen parte del Gobierno, con el fin de que no sucedan este tipo de cosas, como el caso de alias “El Gatico”, el cual genera confusión dentro del mismo Gobierno, además, Restrepo aseguró que es necesario que también haya una comunicación hacia la sociedad colombiana sobre los mecanismos a través de los cuales van a hacer estos procesos.


Por otro lado, Esteban Salazar, coordinador de la Línea Gobernabilidad y Democracia de Pares, aseguró que alias “El Gatico” no es una persona idónea para ser un facilitador de paz por parte del Gobierno en acercamientos con estructuras armadas en Bolívar, ya que según el coordinador de esta Línea, Jorge Luis Alfonso López ya agotó ante la justicia ordinaria y la JEP la posibilidad de decir verdad, de reconocer delitos y de buscar reparación. Salazar mencionó que el propio Danilo Rueda reconoce que para el caso de cualquier facilitador al que se le haga público su rol, se le deberá revocar el acto administrativo que así lo haya designado, “en este caso, ese es el camino para ‘El Gatico’, seguir pagando su condena, sin ningún tipo de beneficio o rol que pueda llegar a generar algún mínimo halo de impunidad hacia las víctimas o de ingenuidad del Gobierno Nacional”.


Para Isaac Morales, coordinador de la Línea Convivencia y Seguridad Ciudadana de Pares, es cuestionable el hecho de que el Gobierno haya designado como facilitador a alias “El Gatico” teniendo en cuenta su vínculo con la polémica empresaria del chance, Enilce López, alias “La Gata”. Morales reiteró que el Gobierno debe ser cuidadoso al afirmar qué tipo de roles tendrán estas figuras, ya que “una cosa es el alcance que pueden tener estas personas y otra el rol que deberían tener en dichos acercamientos” (Ver: Chance en el Magdalena debe continuar en manos de la Gata: SAE).

Laura Bonilla, subdirectora de la Fundación Paz & Reconciliación (Pares), está de acuerdo con los coordinadores de Pares en que el Gobierno subestimó este caso, ya que este hombre usó su designación como facilitador para librarse de alguna manera de la justicia. Bonilla mencionó que es importante tener en cuenta que la figura de facilitador debe ser muy discreta para poder avanzar en el proceso, caso que no fue este.


Luego de toda esta polémica, el mismo juez, quien otorgó la libertad de alias “El Gatico”, ordenó que se devuelva a su prisión domiciliaria para que siga cumpliendo su condena de 29 años de prisión que está vigente en su contra.


“En vista de las publicaciones de prensa que se han escuchado el día de ayer y el de hoy, en las que se pide por parte del alto Gobierno, Presidencia de la República, la revocatoria de la libertad concedida al señor Jorge Luis Alfonso López, explicando que la labor encomendada a él como facilitador de paz no requiere efectuarla fuera de su lugar de reclusión, este despacho considera necesario revocar la libertad temporal concedida para que siga cumpliendo la pena que se le impuso”, mencionó el juez.


En la mañana de este viernes, el coronel Daniel Gutiérrez, director nacional del INPEC, informó que se desconocía el paradero de alias “El Gatico” y aseguró que el INPEC no tenía la responsabilidad de conocer su paradero, ya que la justicia colombiana le habría concedido su libertad. Sin embargo, horas después, dieron con su paradero. Actualmente, ya se encuentran funcionarios del Establecimiento Penitenciario y Carcelario de Mediana Seguridad de Barranquilla en su lugar de residencia en donde seguirá cumpliendo su condena.



Comentários


bottom of page