top of page

Faro del Catatumbo: indicios de un negocio político-familiar en la Gobernación de Norte de Santander

Por: Mónica Castillo Díaz, Investigadora

Línea Democracia y Gobernabilidad

Foto tomada de: W Radio y Semanario Voz


La Empresa Industrial y Comercial del Estado (E.I.C.E.) Faro del Catatumbo es una sociedad mixta creada bajo la ordenanza 021 del 21 de diciembre de 2020, por el actual gobernador de Norte de Santander, Silvano Serrano. Se trata de una empresa descentralizada por servicios de orden departamental, con personería jurídica, patrimonio propio, autonomía administrativa, vinculada al despacho del gobernador y constituida en una sociedad por acciones simplificada SAS.


Este tipo de empresas, amparadas bajo el artículo 50 de la Ley 1757 de 2015 (Estatuto sobre participación democrática en Colombia), se encuentran excluidas de la obligación de rendir cuentas públicamente, más específicamente porque su modelo de contratación las excluye de los mecanismos establecidos por la Ley 80 de contratación pública y, por lo tanto, en una caja negra.


Es lo que sucede con la E.I.C.E. Faro del Catatumbo que, desde su creación y entre octubre de 2021 y junio de 2023, ha contratado directamente valores exorbitantes. Al revisar la contratación de esta empresa en el Secop I y II, se comprobó que solo en estos meses ha conseguido un total de 37 contratos, es decir, cerca de 2 contratos mensuales. Esta empresa ha contratado con la Gobernación de Norte de Santander la suma de más de 328 mil millones. Si esta cantidad se compara con el presupuesto anual del departamento,

se estaría hablando de cerca del 40% del presupuesto para 2022 (878.208 millones) y del 60% del presupuesto de 2023 (557.223 millones).


Al parecer, esta empresa podría ser parte de una red clientelar en Norte de Santander, pues personas cercanas al clan de William Villamizar, incluso familiares, estarían en los puestos directivos de la E.I.C.E. Faro del Catatumbo; así como personas cercanas al cuestionado político y exalcalde de Cúcuta, Ramiro Suárez Corzo.


Le invitamos a leer el informe completo, aquí:






 

Comentarios


bottom of page