• Sergio Saavedra

Crisis hospitalaria y Covid-19, un drama que crece

Por: Sergio Saavedra. Redacción Pares


La senadora Aída Avella del Partido Coalición Lista de la Decencia, lideró un debate de control político a la Superintendencia Nacional de Salud que se extendió —de manera virtual por algo más de 4 horas y media— en la que exigió respuestas por parte del Gobierno Nacional en materia de salud. En este, la senadora señaló que, por un lado, le fueron asignados al sector salud 7.3 millones de pesos, de los cuales solo han ejecutado cerca de 440 mil millones y, por el otro lado, continúan las precarias condiciones para trabajadores de la salud que incluso han muerto por Covid-19.


La Comisión Cuarta del Senado analizó el papel que ha tenido la Superintendencia de Salud, especialmente, en departamentos como Chocó, Amazonas, Nariño, Cesar, Magdalena y la Guajira. Departamentos que históricamente han sido olvidados por el Estado colombiano.


Cabe señalar que la Superintendencia de Salud definió como su misión proteger los derechos de los usuarios del Sistema General de Seguridad Social en Salud mediante la inspección, vigilancia, control y el ejercicio de la función jurisdiccional y de conciliación, de manera transparente y oportuna.


En el debate de control de político se citó a los gobernadores de Amazonas Jesús Galindo, el gobernador de Nariño John Rojas, de Chocó (E) Jefferson Mena, de la Guajira Nemesio Roys Garzón, de Cesar Luis Alberto Monsalvo y Carlos Caicedo, gobernador de Magdalena. También se citó al Procurador General de la Nación.


La senadora Avella presentó el panorama de estos tres departamentos en materia de pobreza, pobreza extrema, camas de Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) y camas UCI por 100.00 habitantes.


Superintendente señalado de conflicto de intereses


Uno de los participantes en este debate de control político fue el senador Antonio Sanguino quien señaló que existe un conflicto de intereses del superintendente Fabio Aristizábal. Tal como lo reveló el senador, Aristizábal habría recibido “donación de la Organización SANITAS Internacional que financió su campaña al Senado por el Centro Democrático, con una suma de 50 millones de pesos.”

Asimismo, Sanguino precisó que Aristizábal llegó como superintendente en “el que SANITAS, de propiedad de un grupo económico que le financió su campaña, tenía una situación jurídica sin resolver. El recurso se resolvió, SANITAS pasó de tener una capacidad de afiliación de 2´021.000 a 2´800.000.”


Pobreza extrema, con Covid y sin camas UCI


De esta forma, Avella presentó que, en el departamento de Chocó, por ejemplo, que tiene una población de 544.764 habitantes el 61.10% de la población está en pobreza y el 34,50% en pobreza extrema. En el departamento chocoano hay 20 camas UCI lo que significa 5 camas UCI por cada 100.000 habitantes. Hay que hacer hincapié en que Chocó, al 11 de junio, reporta 576 casos positivos de Covid-19.


Otro caso que presentó la senadora Avella tuvo que ver con el departamento de Nariño que, justamente, en toda la Costa Pacífica Nariñense además del olvido histórico, la violencia; ha sufrido los embates de la pandemia.


En Nariño la población en situación de pobreza es de 41,10% y en pobreza extrema del 12,70%. En suelo nariñense hay 176 camas UCI lo que implica 8,1 camas por cada cien mil habitantes. Recordemos que Nariño, tiene 2.030 casos de Covid-19.


De estos seis departamentos, sin lugar a duda, el caso más dramático lo ha vivido el departamento de Amazonas que, por ser frontera con Brasil —el segundo país que más contagios de coronavirus tiene el en mundo— y que, hoy por hoy, frente a la negligencia de su presidente Jair Bolsonaro sufre la muerte de 41.058 personas.


En Amazonas, de acuerdo con Avella, no hay camas UCI. Por su parte, sí fue enviada tropa militar por parte de Duque, que, dicho sea de paso, ya registra contagios. El departamento amazónico completa 2.075 contagios.


Avella presentó la situación en el departamento de La Guajira en donde el 53,70% de la población se encuentra en situación de pobreza y el 26%,70% en pobreza absoluta.


En La Guajira hay 115 casos de coronavirus y, a lo largo y ancho del departamento guajiro, hay tan solo 78 camas UCI lo que representa 7,8 camas UCI por cada cien mil habitantes. En Magdalena hay 833 casos de Covid y hay sólo 105 camas UCI. En suelo samario el 46,60% de la población es pobre y 14,70% se encuentra en pobreza extrema.


Finalmente, el departamento de Cesar tiene la “mejor” condición de camas UCI. Hay 352 camas, lo que significa que hay disponibles 17 por cada 100.000 habitantes. En el Cesar el 42.90% de la población es pobre y 12,50% se encuentra en pobreza extrema. A la fecha, registra 499 casos de coronavirus.


Sin cobertura de agua potable


Avella también presentó dos casos de cobertura de agua para la población rural en los departamentos de Guajira, Magdalena, Chocó y Cesar. La preocupación viene por cuenta que, a corte de 2018 cifras que presentó la senadora, en zona rural en La Guajira alrededor 75 % del de la población no tiene acceso a agua, en suelo chocoano cerca del 48% de la población no cuenta con cobertura, en el Cesar cerca del 70% de la población no tiene acceso al líquido vital y el 84% de la población rural no tiene cobertura.


Uno de los casos que más llamó la atención fue el que presentó la senadora Avella sobre las visitas realizadas durante julio de 2019 a junio de 2020 en Cesar. Estas se dieron a cabo en el Instituto Departamental de Rehabilitación y Educación Especial de Cesar IDREEC en Valledupar. Allí hubo 43 hallazgos de presuntas irregularidades de tipo administrativo, 6 administrativos y fiscales y 3 administrativos y disciplinarios. Resultado: ninguna intervención.  


Otro caso similar dio a conocer la senadora, en el Hospital Local Ismael Roldán Valencia en Chocó. Allí, en las visitas, se encontraron hallazgos de 30 presuntas irregularidades de tipo administrativo, 9 administrativos y disciplinarios y 13 solo disciplinarios. De los 52 hallazgos que señaló la senadora, no hubo ninguna intervención.