Venezuela en las elecciones colombianas

Por: Línea de Frontera, Migración y Conflictos


Estamos a pocos días de la segunda vuelta presidencial en Colombia y la presencia de la variable Venezuela se ha manifestado en por lo menos tres formas.


Primero, el viejo fantasma del "Castro-Chavismo", con el cual se ha asustado a la ciudadanía en Colombia en los últimos años, siendo una manipulación y simplificación del debate político. En estas elecciones brilló por su ausencia, ese fantasma ya no asusta y está bajo buen recaudo.


Segundo, Venezuela es un país y una sociedad con quien nos une una hermandad, su ciudadanía tiene sus debates y grandes temas por resolver, pero ha sido nefasta la política promovida por un ingenuo presidente Duque que pensó que esa política de sacar al presidente Maduro era pan comido. El próximo 7 de agosto ya no habrá presidente Duque y Nicolás Maduro seguirá gobernando desde el Palacio de Miraflores.


Tercero, la necesidad de volver a un cause diplomático. El próximo gobierno, sea el que sea, gane Petro o gane Hernández, deberá volver a establecer el vínculo diplomático, y está por verse cómo cada uno de ellos trabaja por volver a construir una relación de diálogo, trabajo conjunto y cooperación en los temas centrales: seguridad en la frontera, comercio y economía, migración y paz, en un contexto internacional que demanda trabajo conjunto para esos enormes desafíos.


Son muchos los asuntos a resolver entre Colombia y Venezuela, afortunadamente hay madurez y experiencia para asumir que todo lo negativo que se ha vivido en estos cuatro años se puede corregir en los próximos cuatro.


En los diálogos que la Fundación Paz & Reconciliación ha promovido para contar con más información, contexto y comprensión de la realidad venezolana, León Valencia sostuvo un intercambio con Laura Gamboa, profesora de la Universidad de Utah en los Estados Unidos y estudiosa de los temas de la política venezolana, en el cual se desarrollaron los temas planteados que dan título a este texto.