Un pacto por la transparencia en Medellín

Por: El Espectador


Más allá de las propuestas, si algo dejó claro el debate entre los seis candidatos a la Alcaldía de Medellín —realizado ayer por El Espectador, la Fundación Friedrich Ebert en Colombia (Fescol), la Fundación Paz y Reconciliación y la Universidad Eafit— es que existe un alto nivel de desconfianza entre las campañas en cuanto a los apoyos recibidos, tanto políticos como económicos. De ahí que Federico Gutiérrez, candidato independiente del Movimiento Creemos, haya planteado un pacto de transparencia en el que cada uno se compromete a revelar quiénes integran sus equipos de colaboradores y la forma como se están financiando.

De hecho, una de las alertas en la que todos coincidieron tiene que ver con la manera como las rentas criminales están ingresando actualmente en la economía legal de la ciudad, lo que significa, que los dineros “mafiosos” siguen circulando a través de fachadas y a la vez sirven para financiar el microtráfico y otros tipos de delincuencia. “Por eso hay que poner el ojo en los apoyos electorales, y esto no tiene nada que ver con izquierdas y derechas sino con la transparencia política”, agregó Gutiérrez. Una postura que comparte el candidato de la Alianza Verde y la ASI, Alonso Salazar, quien retó a todos a mostrar abiertamente las cuentas de sus campañas, al tiempo que advirtió que, si bien las miradas están puestas sobre Medellín, hay que prender las alarmas por Bello, municipio donde operan bandas criminales que alimentan la violencia en la ciudad.