Minería y precio del oro, la tragedia ambiental que se viene