Las presiones para sacar a Genaro Gutiérrez