A pocos días de elecciones, aumentan ataques a la prensa

Por: Redacción Pares


Según la organización internacional Reporteros Sin Fronteras, el ambiente en que trabajan los periodistas de Colombia es cada vez más hostil y quienes cubren asuntos delicados suelen sufrir violentos ataques, intimidaciones y todo tipo de presiones. La situación en la región, según RSF, no es muy diferente. En 2018, durante las elecciones celebradas en México, Brasil, Venezuela, Paraguay, Colombia, El Salvador y Cuba, se registró un aumento de las agresiones a periodistas. La mayoría, perpetradas por políticos, funcionarios y militantes de partidos (a través de internet). Estos incidentes contribuyeron a crear un clima generalizado de desconfianza, y a veces de odio, hacia la prensa. El país sigue ubicado en la lista roja (puesto 129, siendo Noruega, número 1 o más seguro) de naciones peligrosas para ejercer la profesión de periodista.


La Fundación para la Libertad de Prensa en Colombia -FLIP, expresa su preocupación por las agresiones que se han presentado en lo corrido de 2019 contra los periodistas y medios de comunicación que están informando sobre las elecciones regionales del próximo 27 de octubre. Estas violaciones evidencian que los periodistas, en especial los de ciertas regiones del país, se encuentran en un alto nivel de riesgo cuando hacen cubrimiento electoral. Nariño, Antioquia, Santander y Cauca son los departamentos donde es más crítica la situación de violencia contra la prensa.


Faltando nueve días para que se realicen las elecciones regionales en el país, la FLIP ha documentado 24 violaciones a la prensa durante el cubrimiento de las acciones adelantadas por los candidatos y partidos políticos en época de campaña. «Esta cifra es alarmante si se tiene en cuenta que en 2015, cuando se realizaron las últimas elecciones regionales, la FLIP documentó un total de 22 agresiones contra la prensa, incluyendo las que se registraron durante el día de los comicios, en los que suelen registrarse números importantes de agresiones contra la prensa.» señala esta Fundación.


Durante el 2019, los ataques a la prensa en medio del cubrimiento de temas relacionados con el proceso electoral se han presentado mayoritariamente en los departamentos de Nariño, Santander y Antioquia. Estos departamentos y Cauca, Norte de Santander y Arauca preocupan especialmente a la FLIP dado que viven contextos complejos, en los que los periodistas se enfrentan a un riesgo alto a la hora de realizar su labor.


Asesinado periodista en Tumaco


El último ataque ocurrió en el corregimiento de Llorente, jurisdicción del municipio de Tumaco, Nariño. En la noche del pasado viernes, el periodista radial Javier Córdoba Chaguendo fue asesinado por desconocidos cuando se encontraba laborando en la cabina de una emisora comunitaria. Según el reporte de las autoridades, dos sicarios ingresaron hasta la cabina de transmisión de la emisora Planeta Radio y sin mediar palabra le dispararon en varias ocasiones al periodista y después huyeron en una motocicleta.

Javier Córdoba Chaguendo, periodista que trabajaba en Llorente, Nariño. Fue asesinado el viernes 18 de octubre a las 9 p.m. mientras hacía su programa musical en la emisora Planeta Stereo.

Como es común en las violaciones a la libertad de prensa, en la mayoría de ocasiones se desconoce al responsable de estos hechos. De los 24 casos que la FLIP ha documentado en este 2019 relacionados con el cubrimiento de elecciones, en 12 ocasiones el perpetrador fue un agente desconocido y en el resto de situaciones el agresor tiene algún interés en la contienda política. En ese sentido, los candidatos han sido responsables de seis acciones de censura contra la prensa.