Los silencios detrás de HidroItuango

Por: Sergio Saavedra. Periodista Pares.

A la polémica del ambicioso proyecto hidroeléctrico antioqueño se le han sumado nuevos elementos. En primera instancia, se conoció un informe de Reaseguradores —elaborado por expertos en geología y mecánicas de suelos— que puso al descubierto fallas en las decisiones, en la ejecución y en la construcción de la hidroeléctrica. Una de ellas, por ejemplo, fue el “74 % de las estaciones que medían la convergencia no fueron instaladas en cumplimiento de las especificaciones técnicas de la construcción”.


Aceleración del informe generó las fallas


Además, el informe resaltó que el soporte que fue instalado en la Galería Irregular de Desviación (GAD) fue de forma “irregular y tenía el suelo erosionado”. Es decir, que el túnel no contaba con las condiciones de estabilidad. Por otra parte, el informe hace hincapié en que se presentaron cambios entre los diseños originales y el momento de la construcción.


Un ejemplo de ello, es que se usaron “un 25 % menos de tornillos de roca instalados en los soportes” o cambios de material de tornillos a por BAR (Barra Anclada con Resina), lo que, según dijo el informe, contribuyó a debilitar el soporte de la GAD.