Los vaivenes en el caso MinTic