«Soy una perlita pero tengo mi carácter»: Cármen Ordóñez