• Línea de migración, región y frontera

“Presidente, estamos preparados para la asamblea de cocaleros”: campesinos de El Catatumbo, en Tibú

Por: Daniel Parra, Investigador Regional

Línea Región, Migración y Frontera


El pasado 28 y 29 de octubre, en Campo Dos, zona rural de Tibú, se llevó a cabo el tercer encuentro regional de las familias y comunidades que subsisten de la economía de la hoja de coca en El Catatumbo.


La actividad, organizada por el Movimiento Campesino de Cultivadores de Coca, Amapola y Marihuana (Cocam), buscó recoger insumos para presentarlos en la asamblea de cocaleros, propuesta por el presidente Gustavo Petro, en su visita a El Tarra, el 26 de agosto de 2022.

La iniciativa contó con la participación de las familias vinculadas al Plan Nacional Integral de Sustitución de Cultivos Ilícitos (PNIS); el pueblo Barí; la Asociación Campesina del Catatumbo (Ascamcat); la Corporación Construyendo Poder, Democracia y Paz (Poderpaz); y la Universidad Simón Bolívar; entre otros.


Asistieron Raúl Delgado, director de la Agencia de Renovación del Territorio (ART); Natalia Paredes, en representación de la oficina del Alto Comisionado de Paz; Jairo Cala y Diógenes Quintero, representantes a la Cámara; Cesar Pachón y Sandra Ramírez, senadores de la república; Federico Nariño, delegado de la Comisión de Seguimiento, Impulso y Verificación a la Implementación del Acuerdo Final (CSIVI); y Robinson Salazar, Hermides Moncada y Nelson Leal, alcaldes de Teorama, Sardinata y Tibú, respectivamente.


Durante el primer día, las comunidades se organizaron por mesas de trabajo, concertando propuestas. Respecto al acuerdo entre el Gobierno y la Federación Nacional de Ganaderos (Fedegán) para la compra de tres millones de hectáreas fértiles por parte del Estado y su posterior distribución entre los campesinos, Junior Maldonado, líder de Ascamcat, señaló que, por el arraigo al territorio, los cultivadores no están dispuestos a reubicarse por fuera de El Catatumbo y solicitan que el Fondo de Tierras contemple la compra a los palmeros de la subregión.


Asimismo, enviaron un mensaje: “los campesinos no somos narcotraficantes”. Destacaron la necesidad de que el legislativo apruebe el proyecto de ley que extiende el trato penal diferenciado a pequeños agricultores vinculados a cultivos ilícitos y que se realice un inventario de los campesinos capturados, para que ellos, una vez se aplique la norma, queden en libertad.


El segundo día, en reunión con los funcionarios públicos, los catatumberos socializaron las propuestas e hicieron tres denuncias. Afirmaron sentirse agredidos por la Fuerza Pública; durante la asamblea, y pese a que el presidente Gustavo Petro ha señalado respaldar el Acuerdo de Paz, el Ejército realizó acciones de erradicación forzada en las veredas El Retiro y en Caño Indio.


También destacaron que un helicóptero militar sobrevoló el corregimiento y lanzó panfletos. “Estamos planteando propuestas y el Ministerio de Defensa genera una línea de provocación. Cuál es el objeto...no sabemos…si quieren que los campesinos hagan paro para hacer resonancia a los enemigos del gobierno…o qué es lo que esperan, pero no vamos a caer en provocaciones”, señaló Olga Quintero, integrante de la junta directiva de Ascamcat.


Por último, dijeron que Campo Dos es un territorio donde hay buena señal, pero durante el encuentro no tuvieron internet. Adicional, algunas personas pernoctaron en el coliseo donde se desarrolló la actividad y hubo allanamiento, “ingresan y piden documentos, revisan...La Policía dice que no tenía conocimiento de la actividad, pero se organizó con la Gobernación y se hicieron invitaciones”, agregó Quintero.


Frente a lo expuesto por las comunidades, el director de la ART, Raúl Delgado, hizo tres compromisos: pedir una audiencia con el Ministerio de Defensa para informar lo sucedido en El Catatumbo; hacer una evaluación del PNIS y de los Programas de Desarrollo con enfoque Territorial (PDET); y promover un encuentro con los Grupos Motor, las instancias de implementación y los Mecanismos Especiales de Consulta, para recoger insumos y propuestas que se consignen en el Plan Nacional de Desarrollo.


Delgado destacó la necesidad de cumplir con lo pactado entre el Gobierno Nacional y las FARC-EP para crear confianza a los nuevos actores de la Paz Total; y del encuentro concluyó que: “en El Catatumbo la gente quiere el pleno cumplimiento del Acuerdo de Paz y respalda la Paz Total que ha propuesto el presidente Gustavo Petro”.


De acuerdo al último informe de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC, 2022), “Catatumbo ocupa el segundo lugar de las regiones con más área sembrada de cultivos de coca y aporta el 21% al total nacional con 42.576 ha”. 52 % del total regional se concentra en Tibú, por lo cual resultó fundamental el encuentro de las familias y comunidades en Campo Dos.


Los asistentes manifestaron apoyo a la sustitución voluntaria, siempre y cuando el Gobierno Nacional genere las garantías para dicho proceso. Están dispuestos a sumarse a la invitación de Petro, convertir al Catatumbo en la capital nacional de la paz, y se encuentran a la espera de la asamblea de cocaleros que se realizará en El Tarra.