Buscar

Llegan refuerzos: universidades luchan contra el COVID-19

Por: Natalia Aguilar Salas. Colaboradora Pares.


Debido a la emergencia sanitaria que vive el mundo por causa del Covid-19, ahora más que nunca se necesitan en Colombia alternativas e ideas para apoyar el incansable trabajo de todo el personal de salud en los hospitales y centros sanitarios del país. Según la Organización Mundial de la Salud -OMS, además del aislamiento, otra medida primordial es el testeo de las pruebas, ya que con estas se puede determinar la cadena de transmisión y prevenir que continúe la propagación de la enfermedad.


Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS hizo un llamado el 16 de marzo para que todos los países inviertan en realizar pruebas en los casos sospechosos, y en caso de encontrar que son positivos, inmediatamente enviarlos a aislamiento y advertir a todo aquellos que estuvieron en contacto dos días antes de que el paciente presentará síntomas, para que estos se realicen la prueba pertinente.


También anunció que se están produciendo más pruebas para cumplir con la demanda global. La OMS ha enviado 1.5 millones de pruebas a 120 países y han aumentado el trabajo de la mano con compañías para producir un mayor número de pruebas.


¿Cómo van las pruebas en Colombia?


Desde el primero de abril se empezarán a implementar alrededor de 350.000 pruebas semanales en el país, sin embargo estas son pruebas rápidas de detección, las cuales requieren de una segunda prueba para confirmar si es un caso positivo del virus.


Debido a la urgente necesidad de aumentar las pruebas, las universidades colombianas se han pronunciado para proporcionar su ayuda por medio de una serie de estrategias. Entre las universidades que anunciaron que colaborarán de la mano con el Ministerio de Salud se encuentran: Universidad Nacional, Universidad de los Andes, Universidad del Rosario, Universidad del Bosque, Universidad Javeriana, Universidad Tecnológica de Pereira y la Universidad de Antioquia.


El presidente Duque informó este fin de semana, que además de las universidades se pondrán en funcionamiento el laboratorio del Instituto Nacional de Cancerología, el Ejército Nacional y la Fundación Santafe.


Sin embargo esto requiere tiempo, ya que dichas pruebas necesitan un manejo especial por parte de expertos, seguridad biológica y equipos especializados. Por otra parte, las universidades son de gran ayuda en caso de que colapse la capacidad del Instituto Nacional de Salud y la Secretaría Distrital de Salud, en el caso de la capital, ya que la capacidad de estos consta de 115 pruebas diarias y se puede llegar a necesitar aproximadamente 5.000 análisis diarios.


Los laboratorios universitarios entran en acción


La Universidad Nacional anunció que prepara un laboratorio especializado con las medidas requeridas para hacer el análisis de pruebas diagnósticas, y una vez las condiciones del laboratorio se cumplan, este podrá entrar en funcionamiento y analizar 1.000 pruebas diarias. Para esto se adecuarán el laboratorio de la Facultad de Ciencias y de Medicina, aunque se está analizando la posibilidad de habilitar los laboratorios de otras facultades.


En Medellín, la Universidad Nacional hizo alianzas con Eafit y la Universidad Pontificia Bolivariana y ya firmaron el convenio con el INS. Solamente falta la coordinación con el Laboratorio Departamental, ya que este es el que custodia las pruebas y las distribuye a los laboratorios habilitados, por otra parte se espera realizar alrededor de 6.000 muestras diarias en el departamento de Antioquia.


La universidad de Antioquia también se pronunció al respecto en su página oficial, en donde ofrecieron los laboratorios de biología molecular, genética y bioinformática, los cuales cuentan con 15 equipos de análisis, personal científico y técnico capacitado.


Otro gran aporte por parte de esta universidad se empezó a implementar desde el 12 de marzo. Ese día se aliaron con la gobernación de Antioquia para realizar teleconsultas masivas a aquellos que presentaban síntomas relacionados con el Covid-19; esta modalidad de atención en salud colaboró a realizar diagnósticos tempranos de aquellos portadores del virus.


Varios de estos laboratorios a nivel nacional están esperando que lleguen a sus instalaciones los reactivos necesarios que definen si una muestra es positiva o negativa. Entre estos laboratorios que se encuentran a la espera, el de la Universidad del Rosario, la cual se encuentra con capacidad de hacer 100.000 pruebas, vale la pena resaltar que el grupo de investigaciones microbiológicas de esta institución ha trabajado por más de 10 años en el diagnóstico de diferentes agentes infecciosos.


«Estamos listos para ayudar»


Silvia Restrepo Restrepo, vicerrectora de investigación y creación de la Universidad de los Andes informó que para contribuir, las pruebas de diagnóstico son una de las medidas clave, sin embargo no es la única. Ya la universidad realizó la capacitación de la parte diagnóstica y técnica por parte del INS para procesar las muestras: Estamos listos para ayudar, entonces que nos paren bolas a los académicos, indicó Restrepo.


En Pereira, gracias a una alianza entre la alcaldía, la gobernación y la Universidad Tecnológica, ya empezó a funcionar otro laboratorio para el análisis de pruebas Covid-19. Este abarca las pruebas de Risaralda, Eje Cafetero y Norte del Valle, para cerrar el cerco de propagación.


Es claro que el papel de la academia es supremamente valioso y puede mitigar de manera drástica el nivel de propagación y contagio. También juegan un importante papel el Instituto Nacional de Salud e Invima, ya que de su efectividad en la capacitación y regulación de kits y reactivos depende el funcionamiento de los laboratorios que están a disposición en el país.


Ahora más que nunca entenderemos el valor de dotar al país de presupuesto para la investigación, la academia y la salud, esta crisis ha demostrado que el enemigo número uno no siempre es la guerra, y que necesitamos invertir en salud y educación, más que en armamento.