Agroecología para sanar las heridas de la guerra en el Pacífico

Por: María Alejandra Ramírez Galvis. Investigadora ParesPacífco


La consolidación de una paz estable y duradera en el Pacífico colombiano se ha venido construyendo a partir alternativas al modelo agroalimentario industrial como la agroecología, un ejercicio integral que busca que las personas vivan en consonancia con la naturaleza. Hay que resaltar que las comunidades rurales del pacífico se han caracterizado por desarrollar prácticas sociales agroecológicas, haciendo una apuesta de vida por la sustentabilidad, lo que aporta profundamente a la construcción de paz. Esta es una opción política que rescata los procesos tradicionales de agricultura.


Una práctica perseguida


La Agroecología es una práctica que implica para las comunidades el ejercicio de autonomía en el territorio y otras formas de habitar el mundo integrando distintos elementos y actores que conviven en armonía y tejen redes de solidaridad.


El ingeniero agrónomo, líder social y escritor del libro “Relatos Cimarrones”, Wilson Sánchez, sostiene que: “la agroecología en sí misma es una práctica generadora de paz dentro del espacio comunitario para reconstruir el tejido social; tejer la vida; y defender el territorio, los elementos étnicos y las expresiones comunitarias: la agroecología permite que las comunidades en sus escenarios territorial