Los candidatos cuestionados de Cambio Radical

Coordinador DEMOCRACIA, Prensa, Sala de Medios

Por: Confidencial Colombia 

 

El agarrón entre Oneida Pinto y Carlos Fernando Galán confirma que hay serias diferencias al interior de Cambio Radical. Ciertamente, Galán no se ‘tragó el sapo’ de aceptar que su partido le entregara el aval para la gobernación de La Guajira a Pinto, señalada de ser la ‘heredera’ del exgobernador del departamento, Francisco ‘Kiko’ Gómez.

El senador ya había alertado que si el cuestionado aval seguía en pie, él abandonaría la dirección del partido pues, según explicó, hubo irregularidades en la entrega del documento. La advertencia surtió efecto y en la mañana de este jueves Galán dejó la jefatura, argumentando que su renuncia puede servir como un “campanazo de alerta para quienes creen todavía en el partido y en su potencial para transformar al país”.

Por su parte Pinto aseguró que no es ‘heredera’ del exgobernador Gómez, que tampoco sostuvo vínculos con él y retó al senador Galán a que presente las pruebas que sustenten su denuncia.

A pesar de que el ‘acto la buena fe’ de Galán da señales de que en el partido rige la honestidad y la transparencia, el pulso que hoy en día protagoniza con Pinto deja aún más vulnerable a Cambio Radical, ya que cada vez coge más fuerza el enunciado de que están avalando a candidatos corruptos, aunque existe la posibilidad de que haya  injusticia en el caso de Pinto.

Cualquiera de estos dos escenarios deja mal parados a los dirigidos de Vargas Lleras y más cuando en La Guajira ya han tenido complicaciones luego del escándalo de ‘Kiko’ Gómez, hoy detenido y sindicado de homicidio.

Pero aparte de Pinto, otros candidatos de Cambio Radical figuran en la lista negra. De acuerdo con Ariel Ávila, coordinador del observatorio de la Fundación Paz y Reconciliación, existen “casos dramáticos”.

Por un lado está Luis Pérez Jiménez, quien en las elecciones del año pasado habría tenido el respaldo de los combos de la ‘oficina de envigado’. Menciona Ávila que ellos le hicieron campaña a Pérez y no dejaron entrar a otros candidatos a su territorio. El candidato ya no va por firmas sino que tiene el aval del Partido Liberal y también tuvo el respaldo de Cambio Radical, según investigaciones de Paz y Reconciliación.

Luego está Rosa Cotes de Zúñiga, candidata a la gobernación del Magdalena por Cambio Radical. Su esposo es José Francisco Zúñiga, elegido alcalde de Santa Marta en 2004 y hoy condenado por parapolítica.

Según Ávila, Cotes de Zúñiga cuenta con el apoyo de ‘Poncho Campos’, Jorge Caballero y Trino Luna, los tres vinculados con ‘paras’. Ella es tía del actual gobernador del Magdalena Luis Miguel Cotes, quien recientemente fue absuelto por la Procuraduría tras una serie de presuntas irregularidades en la contratación de la Vía de La Prosperidad.

Respecto a Oneida Pinto, Ávila asegura que ella es la socia histórica de ‘Kiko’ Gómez. De hecho, cuenta que tienen un video donde ella aparece junto al exsenador y figura de Cambio Radical, Miguel Pinedo Vidal, hijo del exgobernador de La Guajira  Miguel Pinedo Barros, quien, según Ávila, era el protector de las mafias del departamento.

Pinto contiende por la gobernación con el guajiro Ovidio Mejía, quien a pesar de no ser de Cambio Radical, es apoyado por Cielo Redondo, exalcaldesa de Uribía, acusada de ser socia política de la estructura criminal de alias ‘Pablo’, jefe de la ‘bacrim’ de la alta guajira.

“Las investigaciones de la parapolítica funcionaron en algunos departamentos pero por extrañas circunstancias no lo hicieron en La Guajira, ni en el Casanare y el Meta. De ahí es que hoy en día se den este tipo de casos de corrupción y por eso Oneida Pinto representa a esa mafia”, concluye.