Los dos congresistas en la mira tras la captura de alias ‘Marquitos’

Fundación Paz & Reconciliación Democracia y Gobernabilidad

El ventilador que se prenderá  tras la captura de Marcos Figueroa, alias ‘Marquitos’, podría despejar muchas incógnitas que han puesto en el ojo del huracán en los últimos años a algunos integrantes de la clase política de la región caribe colombiana. Las dudas más importantes son aquellas  que se ciernen sobre  Francisco ‘Kiko’ Gómez Cerchar, exgobernador de La Guajira, quien afronta procesos por homicidio y vínculos con bandas criminales. Pero al mencionado Gómez Cerchar, podría sumárseles el Senador del Partido de la U José Alfredo Gnecco Zuleta y el representante a la Cámara Antenor Durán, cuestionados por la cercanía de sus relaciones políticas y familiares con alias ´Marquitos’ y ‘Kiko’ Gómez.

El elegido senador José Alfredo Gnecco Zuleta es hijo del ex gobernador Lucas Gnecco, quien recibió una condena de 24 años de prisión por corrupción cuando estuvo en la gobernación del César. En las pasadas elecciones de marzo Gnecco Zuleta obtuvo 114.125 votos, lo que representó un aumento del 680% en referencia de los 16.783 sufragios obtenidos en 2010 cuando obtuvo una curul en la Cámara de Representantes.

El significativo aumento de la votación del joven político costeño tiene como origen el amplio poder que ejerce su tía Cielo Gnecco, hermana de Lucas Gnecco y madre del actual gobernador del César Luis Alberto Monsalvo Gnecco, quien fue una de las principales aportantes de dinero a la campaña al senado. Según fuentes consultadas por el equipo de investigación de la Fundación Paz & Reconciliación, el costo de la campaña de Gnecco Zuleta alcanzó los 20 mil millones de pesos, superando los topes establecidos por las autoridades electorales. La Sra. Gnecco es también prima hermana del detenido ‘Kiko’ Gómez y aunque no haya obtenido jamás un cargo por elección popular, es considerada la ‘matrona’ del clan Gnecco en la actualidad, teniendo injerencia en cualquier tema que tenga repercusión pública en el denominado ‘Magdalena Grande’.

Los departamentos de César y La Guajira fueron los principales fortines electorales de José Alfredo Gnecco. En César, departamento gobernado por su primo Luis Alberto Monsalvo, ganó en 23 de los 25 municipios cesarenses, que representaron casi 68 mil votos, es decir casi un 55% del total de su votación nacional. Entre tanto en la Guajira obtuvo14.595 votos, que en su mayoría fueron alcanzados por el apoyo de la casa política Ballesteros y toda su estructura, que incluyen al hoy detenido exgobernador Francisco Gómez, quien es acusado de ser aliado de Marcos Figueroa.

En la  investigación de la Fundación Paz & Reconciliación (Herederos del mal, clanes, mafias y mermelada) afirma que el comando central o  sede de campaña  de Gnecco Zuleta en Riohacha durante las pasadas elecciones legislativas era en el parqueadero de un reconocido exnarcotraficante que lo apoyo públicamente en varios actos de su campaña.

Por su parte Antenor Durán, fue la fórmula a la Cámara de José Alfredo Gnecco Zuleta en el departamento de la Guajira con aval del movimiento AICO. El hoy representante apoyo públicamente los intereses de Francisco ‘Kiko’ Gómez durante su campaña al congreso. Durán Carrillo obtuvo 47 mil votos en marzo pasado. Su familia está asociada con actividades ilícitas desde la época de la Bonanza Marimbera, entre los años setenta y principios de los años ochenta. Su tío, Calixto Carrillo, hermano de la madre de Antenor, era conocido popularmente como Caito Carrillo, contrabandista y marimbero muy reconocido que ostentaba la fama de ser uno de los más ricos de la época de los setenta y de quien fuentes de la regio aseguraron que estuvo preso.

El representante Durán Carrillo, es conocido por ser  uno  de los férreos  escuderos de Kiko Gómez, con quien tiene una relación estrecha por más de una década. Fue este vínculo lo que le costó el aval del Partido Liberal y varias peleas con figuras de esa colectividad como Simón Gaviria, y en especial con su antiguo compañero de lista Jimmy Sierra, quien dijo haber recibido amenazas en parte por recomendar no avalar a Antenor Duran en el liberalismo.

Antenor Duran junto con el  ex senador Jorge Eliecer Ballesteros, son los denominados padrinos políticos de Kiko Gómez, quienes lo acompañaron hasta el final de su gestión como gobernador, antes de ser capturado por la fiscalía en octubre de 2013. Durán Carillo fue jefe de debate para la campaña que llevo a Gómez Cerchar a la gobernación y gestor de un grupo de alianzas políticas para acompañar a Kiko en su candidatura contra Bladimiro Cuello Daza. Hasta su esposa Astrid Ariza de Duran, decidió hacer campaña junto a ‘Kiko’ cuando ella aspiraba a la asamblea de La Guajira, al tiempo que Gómez Cerchar a la gobernación.

Tras la captura de Marcos Figueroa, alias ‘Marquitos’, no se ha hecho esperar el pedido  de quienes fueron víctimas de sus amenazas, para que las autoridades establezcan quiénes se beneficiaron de las actividades criminales del detenido narcotraficante. Las declaraciones de ‘Marquitos’ a la justicia marcarán el camino de importantes decisiones judiciales para el país en los próximos días.